5La Iglesia del Salvador, es un templo de estilo barroco y planta rectangular, en la que sobresale la cabecera, con tres naves de la misma altura y pequeñas capillas en el perímetro de la iglesia con un corredor en la parte alta.
Los soportes son pilares cuadrangulares con medias columnas adosadas. Es un templo de cruz latina que se cubre con bóveda de cañón, los demás tramos con bóveda de arista, y el crucero con una gran cúpula con linterna sobre tambor poligonal.
La magnífica arquitectura es digna de la enorme riqueza que podemos contemplar, especialmente en cuanto al arte sacro. Así, podemos destacar la imagen de Nuestro Padre Jesús de la Pasión, de Juan Martínez Montañés, y la del Cristo del Amor, obra de su discípulo Juan de Mesa, dos de los máximos exponentes de la imaginería andaluza, barroca.
También es de destacar, el monumental retablo mayor, obra de Cayetano da Costa, entre 1770 y 1778, en el que aparece representada la Transfiguración del Señor.
De la vieja mezquita, de Ibn Adabbas, se conserva parte del patio de oración (Patio de los naranjos), y el primer cuerpo de la torre islámica. De planta cuadrada, cuanta con un segundo cuerpo gótico con dos ventanas en cada frente, además de un tercer cuerpo barroco, realizado por Leonardo de Figueroa.
En 1671 se derriba, por su estado ruinoso, el primitivo edificio que había sido mezquita mayor de la ciudad hasta la construcción de la nueva Mezquita Mayor donde hoy se encuentra la Catedral de Sevilla.
Después de consultar a Eufrasio López de Rojas, arquitecto mayor de la Catedral de Jaén, cuyo modelo se quería seguir, inicia las obras el entonces maestro mayor del arzobispado de Sevilla, Esteban García en 1674, quien sería despedido cuatro años después.
Se nombra sucesor a Pedro Romero, pero en poco tiempo, en 1679 toda la obra se desploma, demandando por ello el Cabildo a su antecesor, Esteban García.
Se pidió un nuevo informe a López de Rojas, cuyo proyecto se aprobó en 1680, siendo revisado en 1682 por José Granados de la Barrera, por entonces maestro mayor de la Catedral de Granada. Las obras las lleva a cabo Francisco Gómez Setién. Ante la denuncia, en 1694, de que los muros eran delgados, se pidieron nuevos informes que fueron emitidos por Romero, Gómez, y Diego Moreno Meléndez, maestro mayor de las iglesias de Jerez de la Frontera, todos ellos favorables a la seguridad de la obra.
Al morir Francisco Gómez en 1696 le sucede en el cargo Leonardo de Figueroa, quien cubre el crucero y las naves. Además construye el cuerpo de campanas de la torre, antiguo alminar de la anterior mezquita. A él se debe la construcción espacial del templo y su elaborada decoración interior.
Este templo religioso, tenía gran importancia incluso en el desarrollo cotidiano de las gentes, por lo que cuando los cristianos reconquistaron Sevilla, en 1248 por las tropas de Fernando III «el Santo», a pesar de permitir en un principio su uso musulmán, en 1340 deciden convertirla en la Parroquia del Salvador. Además, se mantuvo el rango ostentado de segundo templo de la ciudad, y para ello le fue otorgado el carácter de colegiata.
El edificio tendría un uso religioso hasta el año 1671, cuando el paso del tiempo tuvo como consecuencia un fuerte deterioro que obligó a la demolición de la vieja mezquita junto con sus reformas y añadidos cristianos, para levantar en su lugar una nueva iglesia de acuerdo a las técnicas y a la estética del momento.
La construcción actual tuvo lugar en 1674 bajo la dirección del maestro de obras Esteban García, finalizando en 1712 a manos del arquitecto Diego Antonio Díaz, tras la importante intervención en ella de Leonardo de Figueroa.
A mediados del siglo XIX la iglesia cambió de rango, pasando de colegial a parroquia, lo cual supuso el comienzo de unas obras para adecuarla a su nuevo cometido, perdiendo además parte de su patrimonio artístico. Fue también en este tiempo cuando se concluyeron las tres portadas de su fachada principal, que fueron enmarcadas según el diseño del escultor Diego López en 1889. Y solo unos años después, en 1896, se instaló en su frente la verja de hierro fundido como elemento de protección.
Bien de interés cultural, la iglesia del Salvador de Sevilla está catalogada como monumento desde 1985.

Fuentes bibliográficas:
-Apuntes para conocer Sevilla (Jaime Passolas Jáuregui).
-Iglesias de Sevilla (Manuel Jesús Roldán Salgueiro).
-Sevilla, el Casco Antiguo. Historia, arte y urbanismo (Diego Cardoso Bueno).
-La Iglesia del Salvador de Sevilla (Fernando Mendoza).
-sevillapedia.wikanda.es
leyendasdesevilla.blogspot.com.es
-iaph.es
unpocodesevillaenlared.blogspot.com.es
visitasevilla.es
iglesiadelsalvador.es

 

Deje su comentario

comments