12540859_516233661869484_108164664675044625_nEl 27 de Febrero de 1944, tuvo lugar la bendición del retablo de la Virgen de la Soledad, instalado en la fachada de la Parroquia de San Lorenzo de la Calle Eslava.
La ejecución del mismo corresponde al pintor ceramista Alfonso de Córdoba Romero, quién lo efectuó en la Fábrica de Navia.
El retablo, que está rematado con una magnífica cornisa de cerámica, se completó con dos faroles de cerrajería artística de bella ejecución del cerrajero José Rodríguez.
En el mismo aparece la Virgen revestida muy al gusto de la época, con el manto de salida del siglo XIX recogido y saya de los mismos años, sobre la que cae un fajín tipo hebrea. La diadema es la neogótica de 1893.

Deje su comentario

comments